El Departamento de Salud del Hospital de la Ribera de Alzira ha reducido el consumo de antibióticos en cuatro puntos desde el año 2003. Así, se ha pasado de consumir 27,19 dosis de antibióticos por cada 1.000 habitantes y día (DHD) a 22,70 dosis; además, está previsto que esta progresión permita alcanzar las 20 DHD durante el próximo año.

Según ha destacado el doctor Vicente Palop, subdirector médico asistencial del Departamento de Salud de La Ribera, «ya hay algunas zonas básicas, como las de Alzira, Algemesí y Carcaixent, que están por debajo de 19 dosis de antibióticos consumidas por cada 1.000 habitantes y día, lo que las equipara a los datos de los países que menos antibióticos consumen en Europa como por ejemplo, Holanda y Alemania»
.
En este sentido, Palop ha recordado que España, como otros países del sur de Europa, «se ha caracterizado por un elevado uso de antibióticos y, paralelamente, por una elevada tasa de resistencias bacterianas».

Y es que el aumento de las resistencias bacterianas generado por un uso incorrecto de los antibióticos se está convirtiendo en una seria amenaza para la salud pública. Así lo manifiesta Palop, quien asegura que, así, «se reduce la eficacia de los medicamentos, indispensables para combatir determinadas enfermedades de carácter infeccioso», concluye.
Se ha pasado de consumir 27,19 dosis de antibióticos por cada 1.000 habitantes y día (DHD) a 22,70 dosis

Valora este post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario