Diseño de barrios adaptados a la edad: objetivos para inspirar a urbanistas y habitantes

Arup | 2018
Documentos Arquitectura Diseño y Reflexión Urbanismo y Paisajismo Residencias y Geriatría Gestión Diseño de barrios adaptados a la edad: objetivos para inspirar a urbanistas y habitantes

La mayoría de nosotros envejeceremos viviendo en ciudades. El Fondo de Población de las Naciones Unidas estima que para finales de este año, más del 50% de las personas mayores de 60 años vivirán en un entorno urbano.

En Italia, el barrio Gallaratese de Milán ha sido identificado como una de las áreas del país con la mayor concentración de residentes de más de 65 años, y ha sido el punto de partida del estudio elaborado por Arup, Systematica y la Fondazione Housing Sociale, que tiene el objetivo de fomentar estrategias que nos ayuden a diseñar entornos adaptados a la tercera edad.

La investigación establece un marco analítico, definiendo 12 objetivos y parámetros de evaluación en función de la edad y estableciendo un punto de referencia para las actuaciones. Asimismo, define un proceso de colaboración con las principales medidas - interactuar, evaluar, comparar y diseñar - para identificar las oportunidades y trabajar en planes de acción con los interesados, ya sean públicos o privados, y la comunidad local.

Se pretende que el proceso, desarrollado en Gallaratese, sea aplicable en barrios de todo el mundo. Los barrios tienen un impacto directo en nuestras vidas. Las experiencias cotidianas están influenciadas por los espacios que nos rodean, por los encuentros sociales y las oportunidades de interactuar. Por lo que los barrios son elementos clave en los que intervenir, fomentando la participación de las comunidades locales. Todos, aunque especialmente los niños y las personas mayores, que pasan gran parte del día en nuestros barrios, se beneficiarían de proyectos que sean específicos, integrados y colaborativos.

El punto de partida está organizado como un catálogo que indica en cada caso la ubicación, los temas principales, los usuarios, si el ejemplo es un plan, un proyecto, un programa o un servicio, y la escala de aplicación, que puede ser nacional, a escala de ciudad, de barrio o de edificio.

Otros ejemplos varían desde planes hasta programas o servicios específicos, porque cada uno de ellos ha servido para definir aspectos clave del diseño. El ejemplo más cercano lo encontramos en Barcelona.

A finales de 2017, Barcelona publicó un comunicado de prensa en la página web municipal para las personas mayores anticipando las ocho medidas que la ciudad adoptaría para el envejecimiento activo. La lista incluye medidas de tipo tradicional como la apertura de nuevos centros para personas mayores, pero también proyectos innovadores.

La plataforma informática social de Vincles es una de las ocho medidas tomadas, diseñada a medida para que las personas mayores se mantengan conectadas a través de tablets que el ayuntamiento puede prestar durante largos períodos a las personas mayores. También existían otro tipo de medidas como por ejemplo facilitar viajes y ofertas para las personas mayores. Además, se incluyeron planes piloto en vecindarios específicos para colaborar con las tiendas locales a fin de desarrollar entornos construidos adaptados a las personas mayores.

El proyecto es un ejemplo de un plan integrado pero sencillo, interviniendo en diferentes escalas las ocho medidas tomadas van desde la accesibilidad de las personas mayores a tiendas locales del barrio, a el uso de nuevas tecnologías como herramienta de comunicación, hasta la participación social. Desde la vivienda hasta la ayuda económica para viajar, y hasta la aplicación participativa del bienestar en los espacios públicos y las calles comerciales.

 

Descubre más sobre este tipo de proyectos que Arup recoge en este documento el cual puedes descargar iniciando sesión o suscribiéndose gratuitamente en el portal.

Para poder escribir un comentario debe iniciar sesión o darse de alta en el portal.

Proveedores Platino

Proveedores Plata