El Nuevo Hospital Universitario de Burgos utiliza seis calderas para producir calor

26/06/2012
Arquitectura Noticias El Nuevo Hospital Universitario de Burgos utiliza seis calderas para producir calor

El Nuevo Hospital Universitario de Burgos es el protagonista de la sección "Nueva Instalación" del número de mayo de Ambiente y Clima. Este edificio, que comenzó a funcionar el pasado mes de diciembre y que tiene una extensión de 160.000 metros cuadrados útiles, utiliza para la producción centralizada de calor una central de calefacción por agua caliente a 70/90 grados centígrados, que cubre las necesidades de calefacción y producción de agua caliente sanitaria (ACS).

Esta central de calefacción dispone de un conjunto de seis calderas de tipo pirotubular, con hogar a sobrepresión y equipadas con quemadores mixtos, para gasóleo/gas natural, de regulación modulante. De estas calderas, cuatro tienen 5.300 kW de potencia térmica, una 3.600 kW y otra 2.000 kW. Está previsto que una de las calderas grandes permanezca en reserva.

La carga máxima en invierno podrá ser soportada por las cuatro calderas grandes, o por tres grandes y las dos pequeñas. En periodos de mínima carga térmica, ésta podrá ser soportada por una sola caldera.

Para la producción centralizada de frío del Nuevo Hospital Universitario de Burgos se ha proyectado la instalación de unidades enfriadoras de agua a 12/6 grados centígrados de condensación por aire, con compresores de tornillo, refrigerante HFC-134 A y doble circuito frigorífico. Estas unidades son de alta eficiencia y bajo nivel sonoro y, además, disponen de sistema nocturno de reducción de ruido.

Se han previsto climatizadores unizona independientes por cada quirófano, compuestos por sección de toma de aire exterior.

Están equipadas con quemadores mixtos, para gasóleo/gas natural, de regulación modulante

Para poder escribir un comentario debe iniciar sesión o darse de alta en el portal.

Proveedores Platino

Proveedores Plata