Residencia de mayores en Sariegos

TCU Arquitectos | Sariegos, España | VER WEB
Proyectos Residencias y Geriatría Arquitectura Residencias y Servicios sociales Residencia de mayores en Sariegos

Uno de los últimos proyectos que hemos hecho en TCU Arquitectos y que se ha convertido en ejemplo representativo de nuestra arquitectura, es la Residencia para Mayores de Sariegos, provincia de León.

Un encargo de obra nueva promovido por Iberocaser, destinado a alojar 70 nuevas plazas residenciales permanentes para personas mayores y actividades para personas mayores externas. El proyecto se ubica en una parcela irregular, sensiblemente horizontal, a la que se accede desde la calle Fuente s/n. La superficie total es de 8.985 m² y su edificabilidad máxima, 7.188 m², de la que el proyecto finalmente ocupa 2.431,50 m² distribuidos en planta baja.

 

UNIDADES DE CONVIVENCIA

Cuando comenzamos a diseñar la nueva Residencia de Mayores en Sariegos, partimos de una pregunta muy simple: ¿Cómo nos gustaría que fuese si nosotros mismos viviéramos allí? Y la respuesta fue igualmente fácil: lo que queremos todos, a cualquier edad y en cualquier circunstancia. Queremos un hogar amplio y luminoso; con diversidad de ambientes, donde poder gozar de autonomía y privacidad; confortable, seguro; y, sobre todo, que lo sintamos como propio.

Estas necesidades, aplicadas a lo exigido en la normativa sectorial vigente en el momento de la redacción del proyecto, se formalizaron en la creación de tres Unidades de Convivencia entre las que se reparten equitativamente 48 habitaciones para las 70 plazas. La idea fundamental de esta tipología es la de crear una pequeña comunidad de vecinos que goce de la misma privacidad, socialización y autonomía que podrían disfrutar en cualquier otro vecindario. Una de las decisiones de proyecto cruciales para conseguir esto es la creación de un espacio de convivencia o salón-comedor con office, que puede ser utilizado para cualquier otra actividad que demanden los residentes.

La estructura y funcionamiento son homólogos en las tres Unidades: se trata de tres cuadrados de dimensiones similares e igual zonificación. Dos de sus lados están siempre ocupados por habitaciones, individuales y dobles; un tercero alberga servicios comunes; el centro acoge un patio abierto y el susodicho espacio de convivencia, corazón de la Unidad; y por último, el cuarto brazo, adosado a este ámbito de relación social, constituye la conexión con los ejes principales de circulación.

tcu sariegos

PATIOS CENTRALES

El buen diseño de los flujos es fundamental en cualquier centro destinado a personas mayores. En Sariegos, este aspecto se convierte en el protagonista, gracias al elemento que los genera y organiza: los patios centrales de cada Unidad de Convivencia.

Como decíamos anteriormente, los tres bloques se organizan análogamente en torno a un patio ajardinado -tipología tan presente en la arquitectura española-, huyendo de otras distribuciones más convencionales para este programa, como la espina de pez. Este apacible hortus conclusus está rodeado por un “claustro” acristalado, un espacio semipúblico de uso restringido a los habitantes de cada Unidad, desde el que se llega a cada habitación. Este circuito anular brinda un excepcional espacio de paseo y estancial, que propicia los encuentros espontáneos entre los residentes, una sensación de vitalidad y dinamismo en el interior de cada Unidad.

El conjunto de patio y claustro está adosado por uno de sus costados con las “vías” públicas del complejo: dos ejes perpendiculares de acceso general para residentes internos, visitantes externos y trabajadores. Estos ejes cosen las tres Unidades entre sí y a los espacios comunes, tales como Sala de Actividades Ocupacionales, Rehabilitación, Zona Administrativa y Técnica etc.

 

MATERIALIDAD: ESTRUCTURA Y ACABADOS

Todo el edificio se desarrolla en planta baja, colonizando así la parcela de manera orgánica, ya que se prevé una ampliación para una cuarta Unidad por el lado este.

tcu sariegos

Se trata de una estructura de pórticos de hormigón sobre forjado sanitario cubierta conformada por semiviguetas armadas y bovedilla de hormigón. Este quinto alzado es especialmente limpio en su diseño y ejecución: cuatro impluviums -correspondientes a las Tres Unidades y el acceso principal- de faldones inclinados de teja, limpiamente delimitados por una losa horizontal de hormigón que cubre los recorridos peatonales perimetrales.

El alzado es fruto del deslizamiento natural de unas Unidades sobre otras, rompiendo la imagen de bloque artificial y cerrado. Sobre el plano blanco de fachadas, hechas con sistema SATE sobre cerramiento de ½ pie de ladrillo y acabado exterior acrílico, se orada un ritmo vertical de huecos correspondientes a las habitaciones. Esta pauta adquiere profundidad y riqueza gracias a los amplios vaciados practicados en la fachada, que son prolongación de los brazos del claustro. Quedan así conectados interior y exterior.

 

Tras este austero exterior se despliega un cálido y acogedor interior, marcado por la vegetación de los patios, la luz natural, los acabados cálidos y la personalización de las habitaciones. Todas ellas, con baño accesible incluido, disponen de espacio suficiente para que los usuarios conserven pertenencias e incluso muebles propios, convirtiendo esta nueva residencia en su vivienda.

 

RESPUESTA ANTE EL COVID: AISLAMIENTO SOSTENIBLE

Las Unidades de Convivencia son, sin lugar a dudas, la tipología que mejor calidad de vida ofrece a los mayores. E incluso con la situación sanitaria que tiñe todos los aspectos la vida, han demostrado ser una herramienta solvente para sobrellevar la pandemia y gestionar su influencia en este tipo de hogares. Pero la agrupación y autonomía de sus células -las Unidades de Convivencia- no resuelve el problema per se; cada célula ha de estar bien diseñada para que quienes habiten en ellas, puedan hacerlo con serenidad y bienestar. La residencia de Sariegos encuentra en los patios y claustros la pieza clave para conseguirlo, pues gracias a ellos es posible mantener rutinas beneficiosas de actividad física y social entre los residentes, de forma controlada, segura y vivificante, a la vez que se guardan las distancias sociales. Se evita así que una eventual situación de confinamiento o aislamiento no sea algo claustrofóbico, si no sostenible para los residentes.

 

Fecha de finalización: 2020
Ubicación: Sariegos, España
Autor del proyecto: TCU Arquitectos
Cliente: Ibercaser
Diseño estructural: Vega Ingeniería 
Fotógrafo: Jorge Allende
Superficie: 2.475 m²

 

Galería de imágenes:

Para poder escribir un comentario debe iniciar sesión o darse de alta en el portal.

Proveedores Platino

Proveedores Plata