Un equipo del Hospital Son Espases de Mallorca, liderado por Pascual Lozano, jefe del Servicio de Angiología y Cirugía Vascular del centro, ha presentado en el 58 Congreso Nacional de la Sociedad Española Angiología y Cirugía Vascular su trabajo con un quirófano híbrido de GE Electric que, unido al software Innovavisión de la misma compañía, permite detectar y tratar los aneurismas con menos complicaciones para el paciente y facilitando el trabajo de los cirujanos.

Según ha explicado a Publicación de Tecnología Sanitaria el propio Lozano, su equipo lleva cerca de un año trabajando con esta técnica. Así, señala que gracias a ella pueden “reconstruir el TAC del paciente de forma volumétrica e incorporarlo a la imagen en tiempo real en nuestras pantallas de escopias, de forma que cuando introducimos catéteres y vías vemos cómo estamos navegando a través de la imagen del TAC”.

“Normalmente este tipo de procedimientos lo hacíamos con una angiografía y navegabas a través de ella, pero el problema es el alto nivel de contraste que hay que utilizar, lo que conlleva complicaciones para el paciente”. De este modo, esta técnica, “que nosotros llamamos técnica de fusión”, se pueden ahorrar contraste, con los consecuentes beneficios para el paciente y “tenemos una visión tridimensional del cuerpo” que permite a los cirujanos obtener mucha mejor definición “de las arterias viscerales, de las localizaciones anatómicas, etc”, lo que facilita su trabajo.

Sin embargo, los costes de incorporar esta tecnología son elevados, señala Lozano, lo que complica su puesta en marcha en otros servicios. Aun así, explica, el futuro de la especialidad pasa por este tipo de técnicas.

Los resultados de esta instalación han sido presentados en el Congreso de la Sociedad Española de Angiología y Cirugía Vascular

Valora este post

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Post comment