Hacia la tecnología en la atención sanitaria en el hogar

Milken Institute | ABRIL 2022
Hacia la tecnología en la atención sanitaria en el hogar

El Instituto Milken es un think tank sin ánimo de lucro con sede en California que durante los últimos 30 años ha servido como catalizador para soluciones prácticas a retos globales proveyendo recursos educacionales, humanos y financieros a quienes los necesitan. Al hacer investigaciones y análisis con expertos de distintos campos, construyen políticas y programas que buscan ayudar a que las personas tengan acceso a trabajos con propósito, educación y salud.

En su report Advancing Tech-Enabled Helath and Home Care, y en el contexto de una población cada vez más envejecida y tras los retos que supuso la pandemia de covid-19 para la atención sanitaria en Estados Unidos, el Instituto hace recomendaciones en tres áreas: programas para ampliar la disponibilidad de tecnologías en los cuidados del hogar, programas para promover la integración de los cuidados dentro del ecosistema de atención virtual, y oportunidades de colaboración para optimizar los esfuerzos.

Este texto es una traducción sintética de los puntos más importantes del informe.

 

Introducción

A pesar de que dos tercios de la población adulta requerirá atención sanitaria en el hogar, la cobertura de los seguros estadounidenses rara vez incorpora esta clase de servicios en sus pólizas. Esto quiere decir que un adulto mayor de media pagará el 60% de los gastos asociados a “cuidados a largo plazo”, unos 138.000 dólares desde los 65 años hasta su muerte. No obstante, desde la pandemia del covid-19 y gracias a programas como “Hospitals Without Walls”, las aseguradoras empiezan a priorizar los cuidados en el hogar para suplir necesidades no médicas y como alternativa a los cuidados institucionalizados.

Los límites entre la atención en hospitales y la atención en el hogar se están borrando, y un nuevo sistema de cuidados en el hogar empieza a integrarse en los servicios de salud, que empiezan a flexibilizarse para suplir las necesidades cambiantes de los pacientes. Así, los cuidados en el hogar incluyen servicios de distintos niveles de virtualidad y presencialidad, y distintos niveles de necesidad y dependencia. La infraestructura tecnológica debe desarrollarse para conectar los cuidados en hospitales y en el hogar para personas de todas las edades y habilidades.

 

Situación actual: aceleración en la adopción de la asistencia médica virtual

La nutrición, la calidad de la vivienda y el acceso al transporte afectan directamente a los resultados de los tratamientos y al precio global de los servicios sanitarios. La atención virtual aparece como una solución prometedora para integrar mejor los servicios sanitarios y los cuidados a largo plazo, y promete “integrar los modelos de atención sanitaria en persona y en el hogar para hibridar los cuidados según factores como la conveniencia y el costo”.

Durante la pandemia, en Estados Unidos los usuarios de asistencia médica virtual pasaron de 13.000 a 1.7 millones en cuestión de semanas, motivado por la necesidad y permitido por cambios excepcionales en las políticas: se eliminaron las restricciones demográficas para recibir asistencia, los seguros incluyeron más servicios de “telesalud” en sus pólizas, y se relajaron requisitos para hacer videollamadas con prestadores de servicios médicos, lo que permitió el uso de muchas plataformas para comunicarse con los pacientes.

Algunas de estas medidas se han mantenido, y han cambiado de manera permanente cómo se accede a algunos servicios sanitarios.

 

Adopción a largo plazo

A pesar de que el 84% de los usuarios reportan estar satisfechos con la asistencia virtual, el 64% confiesa que habría preferido que esa asistencia hubiera sido en persona. Y los prestadores del servicio, como médicos, también muestran resistencia al cambio de sistema porque les preocupa la calidad del servicio y el impacto en la carga de trabajo; parte de esta situación surge de que no hemos “reinventado los lugares de trabajo alrededor de las nuevas tecnologías”.

La adopción a largo plazo también se ve amenazada porque la mayoría de las medidas que hicieron posible su rápida adopción están expirando, y no hay certeza de su renovación.

 

Integración vertical de la prestación de asistencia sanitaria

Las inversiones de los prestadores de servicios médicos y aseguradoras en 2021 muestran una tendencia por la tecnificación de la asistencia sanitaria en el hogar, y estas estrategias involucran cada vez más, en vertical, a los distintos agentes: médicos, cuidadores, enfermeras, técnicos, familiares…

Conseguir cuantificar el éxito de estos programas, y el ahorro de costes que suponen, es vital para promover y mejorar la asistencia sanitaria en el hogar.

 

Principios para el éxito

Los expertos señalan cuatro principios en torno a los cuales se estructuran las recomendaciones:

El acceso a banda ancha y dispositivos, la alfabetización digital y la asistencia en la navegación respaldarán el acceso equitativo a la asistencia sanitaria virtual.

  • Lograr mejoras en la calidad y el costo de la atención habilitada por la tecnología requerirá esfuerzos centrados en sistemas y protocolos centrados en el paciente.
  • Las organizaciones comunitarias de confianza, las prácticas de atención primaria y los entornos no tradicionales de prestación de atención médica son socios fundamentales en primera línea para la difusión de la tecnología y la prestación de atención en el hogar.
  • Se necesita investigación para medir el impacto de las medidas y definir las mejores prácticas.

 

Barreras para la expansión

  • El sistema actual de reembolso en el cuidado de la salud (en las aseguradoras estadounidenses) no ofrece incentivos para que los pacientes sean tratados en sus hogares.
  • La capacitación en tecnología para proveedores, consumidores y cuidadores es limitada y fragmentada en diferentes entornos.
  • Los desafíos de interoperabilidad persisten en ausencia de un intercambio completo de información de salud del paciente entre todos los agentes.
  • A medida que evolucionan las necesidades de los pacientes, la infraestructura de atención virtual es incapaz de integrar flujos de trabajo de diferentes entornos de atención médica.

 

Oportunidades para avanzar en la tecnología y la asistencia sanitaria en el hogar

Finalmente, los tres puntos principales en los que se puede avanzar son:

  • Cambios en la política para facilitar y respaldar la atención habilitada por la tecnología y abordar las barreras a la expansión.
  • Desarrollo de un enfoque sistémico que integre la atención médica y la atención en el hogar para cerrar brechas y fortalecer la equidad.
  • Colaboración y coordinación para acelerar los esfuerzos.

 

Elementos clave para un Plan Nacional hacia la tecnología en la atención sanitaria y los cuidados en el hogar. Miken Institute (2022)
 

Para descargar el informe completo (en inglés), debe registrarse o iniciar sesión en la web.

Para poder escribir un comentario debe iniciar sesión o darse de alta en el portal.

Patrocinadores Platino

Patrocinadores Plata